902 88 57 66 prysma@prysma.es

BASES PARA REALIZAR UN BUEN ESTUDIO DE MATERIALIDAD

Los “Estudios de materialidad o de relevancia” son un elemento clave en la definición de Estrategias de Responsabilidad Social y en la elaboración de Memorias de Responsabilidad Social.

Para que las líneas de Acción de Responsabilidad Social de una organización respondan a las expectativas reales de sus grupos de interés, las organizaciones necesitan desarrollar este tipo de estudios, en los que se identifica, pondera y prioriza lo que es realmente importante para cada grupo y para la propia organización.

Por otro lado los estudios de materialidad son un requisito indispensable para cumplir con la nueva versión G4 del estándar internacional GRI.

 Si queremos desarrollar un estudio de materialidad que realmente aporte información útil para la organización deberemos seguir los siguientes pasos:

  1. Seleccionar los Grupos de Interés prioritarios de la organización, sobre los que dirigir el estudio de materialidad.

Por ejemplo, un Grupo de interés muy común en cualquier organización es “Proveedores”, pero tendremos que centrarlo solamente en proveedores realmente prioritarios. En una empresa de transporte será prioritario el proveedor de mantenimiento, sin embargo un proveedor de material de oficina puede que no sea tan importante.

  1. Identificar para cada Grupo de Interés las personas físicas más adecuadas para participar en el estudio de materialidad.

Los Estudios de Materialidad deben realizarse en “Primera Persona”, es decir escuchando a los Grupos de Interés, ya que solo así  conoceremos realmente las necesidades y expectativas de cada grupo. Los estudios basados en Benchmarking, o estudios de competencia pueden ser complementarios en algunos casos, pero en ningún caso sustituir a los realizados en “Primera Persona”, ya que no aportan información consensuada con los interesados.

Para realizar estudios en “Primera Persona”, se pueden utilizar herramientas como los focus group, encuestas, entrevistas personales… que variarán según el tipo de organización o el grupo de interés al que queremos dirigirnos.

  1. Elaborar un documento guía o cuestionario que permita tratar los asuntos relevantes.

Es importante que se profundice sobre temas de interés propios de la organización. Es decir, los asuntos materiales deben ser para Los Grupos de Interés, pero también para la propia organización.

  1. Identificar individualmente para cada Grupo de Interés y de forma global los aspectos materiales.

Identificar los aspectos materiales permite responder acertadamente a las expectativas de cada grupo de interés y además esta información será la principal entrada, para la definición de la Estrategia de Responsabilidad Social.

Autor:
César Martín
Prysma

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *